BOTOX

web_dermatologia-esteticaEl botox es un fármaco hecho de una toxina producida por la bacteria Clostridium botulinum. Es la misma toxina que causa un tipo de intoxicación alimentaria peligrosa para la vida llamada botulismo. Los médicos la utilizan en pequeñas dosis para tratar problemas de salud, entre ellos:

  • Eliminación temporal de las arrugas faciales
  • Sudoración severa de las axilas
  • Distonía cervical: un trastorno neurológico que causa contracciones musculares severas en el cuello y los hombros
  • Blefarospasmo: parpadeo incontrolable
  • Estrabismo: ojos desviados

Las inyecciones de botox funcionan debilitando y paralizando determinados músculos o bloqueando algunos nervios.

En la medicina estética, el Botox o la Toxina Botulínica es una proteína purificada que se inyecta en cantidades minúsculas en los músculos del rostro para relajarlos y prevenir la aparición de arrugas dinámicas o suavizar las que ya existen (estáticas). Siempre debe ser aplicada por un profesional médico debidamente acreditado en un centro médico autorizado, y que busque, ante todo, unos resultados naturales, saludables y armónicos.

Además de aplicaciones estéticas y para la corrección de la hiperhidrosis (exceso de sudoración), la Toxina Botulínica se emplea en otras especialidades médicas para el tratamiento de estrabismo, tics, espasmos musculares, dolor lumbar, ciertos tipos de migrañas o fibromialgia reumática.

El Botox se aplica habitualmente en 10 minutos. Una vez finalizado el procedimiento, el paciente podrá regresar a su vida normal, solo se ha de tener la precaución de:

  • No tumbarse durante las siguientes 4 horas.
  • No tocar las zonas de aplicación del botox como si fuera un masaje por muy leve que sea.
  • No gesticular mucho
  • No realizar ejercicio físico, al menos durante 4 horas tras la aplicación del mismo.

¿Necesitas presupuesto para implementar Botox en Alicante?

En nuestra clínica de Alicante obtendrás presupuesto sin compromiso.

Beneficios del tratamiento mediante botox

El tratamiento con Botox permite:

  • Revitalizar y rejuvenecer la mirada de manera inmediata.
  • Relajar los músculos faciales, eliminando o atenuando las arrugas y dejando la piel distendida, tonificada y tersa.
  • Devolver la luminosidad al rostro.

Resultados de Botox: antes y después

Los resultados empiezan a ser visibles a los 3 días, dependiendo de cada paciente, valorándose el efecto final a los 15 días. En general, los efectos del Botox comienzan a desaparecer a los 5 o 6 meses.

En la primera consulta médica, la Dra. Abad Bernabeu realiza una valoración personalizada, examina el rostro del paciente y su expresividad, y selecciona la dosis más adecuada para aportar un efecto rejuvenecedor y armonioso sin modificar la expresión natural.

Una vez desaparecen los efectos del Botox, el músculo vuelve a su actividad normal provocando la reaparición de la arruga, pero ésta nunca estará más marcada que antes. Es más, mientras duren los efectos del tratamiento la arruga no se marcará y no se agravará, ganaremos tiempo al envejecimiento facial.

¿Tiene el botox efectos secundarios?

Por lo general no, si es usado de forma correcta. Como mucho pueden aparecer pequeños hematomas en los puntos de inyección que desaparecerán a los pocos días. Un empleo incorrecto, dosis de producto excesivas o una mala técnica de aplicación del botox podría producir asimetrías faciales, ptosis palpebral (efecto ojos caídos). En todo caso, estos efectos son reversibles y desaparecerán con el tiempo una vez la sustancia sea reabsorbida por el organismo.

Las arrugas no salen más rápido si se deja de aplicar. Nunca aparecerán más arrugas por dejar de aplicarlo. El proceso de envejecimiento seguirá en el mismo punto en el que estaba antes de iniciar el tratamiento.

 Se le puede aplicar el bótox con fines estéticos, en principio a cualquier adulto que supere los 18 años. Normalmente en medicina estética los pacientes que requieren de este tratamiento suelen tener una edad en la que ya se han hecho presentes las arrugas de expresión. Naturalmente siempre hay que valorar las necesidades y pretensiones de los pacientes.

 No es perjudicial realizar muchas sesiones, siempre que se cumplan los plazos establecidos por los protocolos médicos entre cada sesión. Un porcentaje muy pequeño de pacientes desarrolla inmunidad al bótox tras la aplicación de muchas sesiones lo que se traduce en unos efectos inusualmente poco duraderos.

Dónde Poner Botox en Alicante

Si está buscando una clínica dermatológico-estética en Alicante, Mª Jesús Abad es la mejor opción.